miércoles, 9 de mayo de 2012

Esta tarde presentamos Materia elemental en Molina de Segura



La poesía cuando es de verdad- como lo es la de Vicente García Hernández- halaga los ojos y endulza los oídos, y, de ese modo, se gana la confianza de hablarle a tu corazón. Materia elemental te habla de la luz, de la belleza del mundo y de la Palabra, una y multiforme como el mar; pero, también, de la injusticia, de la miseria y del dolor humanos.


Volcada en himno y en elegía, la voz que canta en los poemas de este libro se hunde en la "materia elemental", originaria, de que están hechos los seres, incluidos el hombre y el propio lenguaje del poeta.

Vicente García Hernández nos pide a sus lectores que le acompañemos a constatar lo que él "ha visto". Desde el principio, busca coloquiar, compartir con nosotros sus preguntas. Y, como en cualquier coloquio, el compromiso con la veracidad es la base de la comunicación que nos propone. (Compromiso que da forma, sentido, y es leitmotiv de todo el libro; lo que lo mueve internamente, en una dialéctica del poeta consigo mismo, gozosa y dolorosa a la vez).

No en vano arrancará así, ofreciendo el poeta ejemplo de propia experiencia: "Me llenaron la boca de verdades".

Del prólogo de Fulgencio Martínez a Materia elemental, que titula "Canción de cuna para el mundo herido".

Materia elemental se presenta esta tarde, a partir de las 20 horas, en la Biblioteca Salvador García Aguilar de Molina de Segura.

Me tocará hacer de "ángel de la guarda", como ha escrito Vicente. Espero no convertirme en el ángel caído.

No hay comentarios: