viernes, 2 de marzo de 2012

Rubia de cabellos de nata

¿Cómo aguantas la mañana?
con voz de pluma dispersa
me preguntas,
y respondo:
me acompaña
la rubia de cabellos de nata,
mirando la perezosa tierra,
donde brillan al sol
telarañas de oro
entre árboles dormidos
en las escamas de las piedras,
labriegas
y espesas,
pintando palabras
con mano derramada,
mirando la fuente.
Blanca cascada
de torres heladas,
moscas zumbando,
descalabradas moscas,
que entran en la trampa.
Me siento perezoso
¿cómo paso la mañana?
Con mi gran amiga,
la rubia de cabellos de nata.


Francisco Javier Ilján Vivas
Crepusculario
Publicar un comentario