domingo, 30 de mayo de 2010

Y al séptimo día descansó

Todos somos el cuerpo de Cristo y que, por más que nos ataquen o nos odien, no vamos a ceder en nuestra misión de defensa de nuestra fe y de nuestra comunidad, David Velázquez, sacerdote, tras el ataque sufrido a la Iglesia de Santa Rosa de Lima, en California.

* Los cristianos, objeto de atentados continuos en Indonesia.


Hacia dónde vamos:
* Un ejemplo de la deshumanización que se está produciendo. ¿Será el dinero el nuevo dios de occidente?